fbpx
Seleccionar página

Key Performance Indicator (KPI) o Indicador Clave de Rendimiento

¿Por qué tienes que tener en cuenta estos indicadores?

Un KPI (Key Performance Indicator) es un valor, que suele ser numérico (para ser totalmente medible) que muestra si una empresa o una persona está cumpliendo los objetivos que se fijó al comienzo de una tarea, campaña o un periodo de tiempo concreto.

Más allá de saber si algo está cumpliendo sus objetivos, estos KPIs son utilizados en muchas ocasiones como motor para motivarnos, ya que, al no ser un dato subjetivo, como puede ser la actitud o si alguien trabaja bien o no en equipo, es un elemento totalmente medible que sólo permite una lectura realista y que supone una meta. 

¿Qué requisitos debe cumplir un buen KPI?

Para que podamos decir que un KPI está bien definido (al igual que cualquier tipo de objetivo) deberíamos aplicar lo que se conoce como Criterio SMART, es decir, asegurarnos de que es:

  • Específico (Specific): nuestro KPI debe identificarse con un aspecto específico de cara a poder hacer una comparativa de mejora. Cuanto más específico sea, más sencillo será medirlo.
  • Medible (Measure): por supuesto, ha de ser medible para poder valorar el progreso.
  • Alcanzable (Attainable): esto es clave. Un KPI que no sea alcanzable no generará nada más allá de frustración.
  • Realista (Realistic): este punto está muy relacionado con que el KPI sea alcanzable. Hemos de ser conscientes de los recursos de los que disponemos para conseguir superar el KPI antes de marcarlo como objetivo.
  • Lo podemos encuadrar en un marco temporal (Time-frame): marcar un dead-line hará que optimicemos nuestros esfuerzos y creará un histórico con el que poder comparar nuestro progreso.

¿Existen diferentes tipos de KPIs?

Según su tipología podemos diferenciar muchísimos tipos de KPI. Por ejemplo, dentro del marketing digital, según el tipo de campaña o el tipo de canal, podemos definir KPI de aumento de comunidad, KPI de alcance total, KPI de engagement… y así hasta el infinito.

Pero, en realidad, a nosotros nos gusta diferenciar entre dos grandes grupos de KPIs:

KPIs individuales

Se trata de los KPI´s que afectan a una sola persona dentro de un equipo y que dependen únicamente de esa persona en concreto. Por ejemplo: que una persona consiga rebajar el tiempo que tarda en escribir un post un 10% de media en un año.

KPIs colectivos

Se trata de los KPI´s que afectan a todo un grupo y que dependen de la colaboración de todos los integrantes para su consecución, haciéndose también responsables de conseguirlo. Por ejemplo: que una empresa aumente su facturación un 5% durante el año 2018.

Ahora que ya sabes qué es un KPI, es el momento de que fijes los tuyos centres tus esfuerzos en conseguirlos. Recuerda que la clave de todo es medirlos, así podrás marcar unos KPIs más ambiciosos cada vez.

Fuentes: Magazine 40 Fiebre

Pin It on Pinterest

Share This
Abrir chat
¿Necesitas Ayuda?